martes, 14 de febrero de 2017

Crecer

No voy a escribir poéticamente, aunque esté escuchando Explosions in the sky y el día esté lluvioso. Solo voy a decir que llegué a un momento de mi vida en el que lo que yo escribía ahora lo puedo decir, sin guardármelo para vomitarlo acá. Donde los textos tristes, se convirtieron en sonrisas, y hasta llantos de emoción. Donde el día a día es tan dulce que me saca hasta las ganas de dormir. Donde solo tengo ganas de disfrutar, de vivir.
Y no sé, siento que es un comienzo de algo grande.